miércoles, 17 de septiembre de 2008

VOLVER A LAS ANDADAS: SE ROMPE “OFICIALMENTE” LA COALICIÓN DE GOBIERNO EN UCRANIA

Se usa la expresión volver a las andadas, que significa 'volver a cometer el mismo error o la misma falta'.- (Diccionario Manual de la Lengua Española Vox. © 2007 Larousse Editorial, S.L.)


KIEV (UCRANIA).- El presidente del Parlamento de Ucrania, Arseni Yatseniuk, ha anunciado oficialmente la ruptura de la coalición parlamentaria de mayoría que respaldaba al Gobierno de la primera ministra Yulia Timoshenko.
La coalición de mayoría estaba integrada por el bloque formado por el partido del presidente ucraniano, Víctor Yúschenko, y la formación Autodefensa Popular, y el Bloque de Yulia Timoshenko, todas fuerzas protagonistas de la "revolución naranja" de 2004.
Timoshenko y el Gabinete de Ministros seguirán en funciones hasta la formación de una nueva coalición de mayoría, ya sea en la actual legislatura o en la que resulte de la celebración de comicios anticipados.
Según la Constitución de Ucrania, el jefe del Estado está facultado a disolver las Cortes y convocar elecciones anticipadas en caso de que no se estructure una nueva mayoría parlamentaria en un plazo de 30 días. EFE


No es necesario recordar cuántas veces he escrito sobre el casi imposible entendimiento entre el Presidente Yúshchenko y Yulia Tymoshenko, y que especialmente la dificultad se incrementaría según se fuera acercando el tiempo de las elecciones presidenciales, el próximo año 2009.
Durante mi estancia en Ucrania, el pasado mes de agosto, pude comprobar en boca de amigos y personas muy introducidos en la vida política, que de facto la coalición estaba rota desde varios meses antes.
Ahora se oficializa el desentendimiento, propiciado por la poca energía y menor habilidad de Yúshchenko, pero especialmente por la “voracidad” sin límites de Yúlia Tymoshenko, una mujer cuyas ambiciones y cuyo estilo iconoclasta recuerda a veces a las más arrojadas “madres” de la revolución roja y de la época soviética; pero ella, Yúlia, alimentando un estilo agresivo y exacerbado de hacer política, esconde bajo un nacionalismo iconoclasta un hambre de dinero y poder sin límites.
Así pues, “lo que tenía que pasar pasó”, y la coalición, que nunca existió en la mente de los líderes que la prepararon, se ha roto, casi, ella sola.
Por tanto, Ucrania vuelve “oficialmente” a la inestabilidad, y salvo que una nueva coalición sin Yulia, y en consecuencia con Yanukóvich, se fundamente (lo que no parece probable) va a haber nuevas elecciones legislativas muy pronto.
Precisamente, la gota que “oficialmente” ha colmado el vaso de la paciencia de Yúshchenko ha sido que el partido de Yúlia ha votado en la Rada (Parlamento unicameral) junto con el de Yanukóvich, el recorte de los poderes del Presidente de la República.
Lealtad política, pero al revés, se llama eso…
¿Cómo puede así ser Ucrania un país en el que invertir?
¿Cómo es posible que la Unión Europea pueda ni siquiera firmar un acuerdo de aproximación? ¿Con quién? ¿Con un gobierno que solamente dura meses?
¿Con unos políticos que se traicionan entre ellos mismos cuando están coaligados?
¿No será por ello que la UE anunció que el año próximo firmará con Ucrania un acuerdo de aproximación a la asociación?
No me gusta nada la situación, pero lo que menos me gusta es que los ucranianos e incluso el mundo ya se está habituando demasiado a esa inestabilidad “crónica” de Ucrania.
¿No será que Rusia maneja por detrás los hilos para que estas situaciones de incertidumbre dilaten la entrada en la NATO y la aproximación a la Unión Europea?
De un ex-KGB como Putin cabe esperarlo todo…
En fin, que Yúlia y Yúschenko “han vuelto a las andadas
“Los políticos son como los cines de barrio, primero te hacen entrar y después te cambian el programa”.- Enrique Jardiel Poncela (1901-1952) Escritor español.

SALVADOR DE PEDRO BUENDÍA

No hay comentarios:

Publicar un comentario